Blog

El Padri – 2º Entrega

Que hacé, papá. Acá volví yo. El Padri. Porque El Padri siempre vuelve, loco. La Anyi le dijo a la Maka y la Maka me dijo a mí que le dijo la Anyi que yo siempre vuelvo sin que me llamen. O sin que me echen. Algo así. Pero no e importa, loco, porque soy El Padri y El Padri siempre vuelve, papáaaaa.

En fin, vino el Julito tipo dó, loco. El gato se me tiró arriba para despertame y casi má lo mato, loco. Recatate, Julito, le grité, te ije que venga a la cuatro, gato. Falta un montón pal partido, loco, déjame dormí.

El Julito se rió y sacó de la mochila alto aerosol y me ijo que había alta paré pa pintá, loco. Así que me levanté, me puse la llanta pa fulbo y salí. Volví a entrá, mi hice un sanguche y volví a salí. No puedo tirá lujo si no como, loco. Porque yo soy El Padri en el barrio pero en la cancha tambié, papá.

Así que llegamo a la paré que quedaba frente a la canchita. Alta paré, loco, recién pintaá, loco. Si pintamo acá todo el mundo va a sabé que El Padri pintó frente a la canchita. Está bueno eso, loco. El Padri en toas partes, papá.

Primero pintó el Julito y después yo, loco, El Padri. Agarré el aerosol y arriba de la pi, arriba de la pi, arriba de la pi pi pi pi pintura le mande el escrache, papá. Agarré el aerosol y arranqué. Eeeeeeeeeeeeeeeelllllllllllllllllll Ppppppppaaaaaaaaaadddddrrrrrrr… Nooooo, Julito, pedazo de gato, te gastaste to el aerosol, loco. Te vo a matá, loco. No, no, que me importa, no vé que somo dó. No podé poné “El Julito kapo de la kuadra y de todas las rochas y del barrio. Gatos” porque má vale que no va a quedá pá mí. No, jodete vó, gato. Vó, gato. Vó, Julio. Ejame e hinchá.

En eso dejé de dale pelota al toga del Julio porque la vi a la Anyi, loco. Estaba del otro lao de la canchita, en la esquina del kiosquito, la vi bailando contra la paré y yo no fantasmiè. Pero ella no me vió, loco. Despué vi que se iba y me senté en la esquina a pensá en quel escrache quedó sin terminá. Yo soy El Padri, loco, no El Padr. Este Julio es alto gil.

Cuando lo pibe y la rocha empezaron a llegá a la canchita la Anyi me pasó por al lao. Pero pasó como un viento, loco, ni vaciló, loco. Se fue con el cheto ese del Kani. Un pedazo de toga que se fue de mambo zarpándole la novia al Masi, loco. El Kani y el Masi eran amigos pero el Kani le robó la novia al Masi y se pudrió too, loco. Eso acá es no, loco, acá no. Salvo que sea El Padri, porque yo soy El Padri y cuando la Anyi me de bola se la voy a robá al Kani. Aunque ese gato no é mi amigo, loco.

Para mi que la Anyi se fue con el Kani porque é má pibito que el Masi. Y el Kani se la pasa de gira y le trae regalo a la Anyi. Y la Anyi sube foto al feisbu con lo regalo del Kani. Eso me cuenta el Julito porque la Anyi no me agregó al feibu asi que no la puedo vé, loco.

Y bueno, loco, como é? Ah, en el partido lo bailé a toos. Tiré lujo pa acá pa alla, pa too laos. Los rochos no me podían pará, loco. Porque cuando yo juego a la pelota soy igual que cuando tiro paso, papá. Soy El Padri.

Cuando terminó el partido no fuimo a la esquina a tomá una coca, loco. Lo rocho y la rocha no sentamo en la equina siempre, papá. Desde acá se ve tó. Y el Padri siempre tiene que ver tó.

Se hizo de noche y empezamo a zarpá pa las casa. Hay que ponerse cheto pa salí de gira. Lo fiestero somo así. Me fui pa donde estaba la Anyi. Por ti, tu sabe, mami, que voy a toas, le dije a la Anyi. Ni me miró. Menos mal porque estaba cansao. Me fui pa casa.

El Padri

Anterior:
1° Entrega

Etiquetas:

Comentarios

'One Response to “El Padri – 2º Entrega”'
  1. […] Anterior: 2° Entrega […]

JIF Diseño y Comunicación